Durante la primera semana del mes de mayo se llevó a cabo a nivel internacional la SocialErasmus Spring Week. ¿En qué consiste esta campaña? Durante toda una semana se realizan actividades en todas las secciones de ESN a nivel internacional bajo el proyecto SocialErasmus, el cual tiene como objetivo permitir a los estudiantes internacionales sacar provecho de la comunidad local que les envuelve y enriquecer a ésta última con el trasfondo internacional de dichos estudiantes. Pero también podemos encontrar actividades que forman parte de otros de los proyectos con los que trabaja ESN como puede ser el ExchangeAbility o Movin’ Europe.

 

En España concretamente fueron 26 las secciones que participaron realizando algún tipo de actividad, de 35 que hay en todo el país. Entre todas se consiguió mover aproximadamente a unos 1000 estudiantes que realizaron actividades de todo tipo: asistir a refugios de animales, donación de sangre, donación de alimentos, visitas a hospitales infantiles o residencias de ancianos… También tenemos las actividades que se hicieron en los colegios o institutos con el objetivo de acercar a los niños las diferentes culturas o idiomas a través de los estudiantes internacionales que residen en sus ciudades. Estas actividades forman parte del marco Erasmus in Schools (EiS). Y por último se llevaron a cabo actividades de concienciación sobre las diferentes discapacidades como: talleres de lengua de signos, cenas a ciegas, baloncesto en silla de ruedas, desarrollo de sentidos

 

Tanto la alta participación de los estudiantes internacionales como de los voluntarios que las organizan ya habla por sí solo de lo gratificantes que son este tipo de actividades y lo mucho que aportan a nivel personal pero ¿qué mejor que el testimonio de algunos de estos estudiantes para saber de primera mano que es participar en una actividad de voluntariado durante tu estancia Erasmus?

 

Vamos a dar el ejemplo de ESN Granada que entrevistó a algunos de sus estudiantes durante la SocialErasmus Week del pasado otoño y estos nos cuentan que “siempre es interesante encontrar a otras personas a las que ayudar y cambia respecto a las otras actividades que solemos hacer durante nuestro Erasmus”; o el de los estudiantes de ESN Sevilla, los cuales hicieron actividades que les pusieron en los zapatos de personas ciegas y nos dicen que “hasta que no realizas una actividad así no sabes lo difícil que es vivir sin vista” o “es una experiencia muy positiva que te hace pensar mucho y aprender cosas diferentes”.